lunes, 24 de diciembre de 2007

BELLYDANCE

Finalizo el año del 2007 con muchas presentaciones de música sanadora para pacientes de la 3ª. Edad en auditorios de hospitales, así como para estudiantes de Tanatología. Continuo filmando videos de sesiones de musicoterapia así como de la faceta percusiva de ritmos árabes del grupo “Terapeutas del Sonido Sagrado” con la grata presencia de Ashley y espero sea de su agrado, ya que este video sale del contexto de la sanación y se presenta como espectáculo.

Cuando se tocan tambores con mínimo de 3 personas, 2 de ellos llevan la “base” del ritmo, y “hablan entre sí”, es decir, uno de los tambores lleva el ritmo base por lo que aparentemente va en menor velocidad, otro tambor toca más sonidos por lo que al parecer va más rápido, y de esta manera se crea la melodía. El cerebro discrimina en dos velocidades que hablando en términos médicos uno se sitúa en ritmo alfa y otro en ritmo theta, y dependiendo de la vibración de cada individuo nos colocaremos en armonía con el sonido y por ende con el Universo. De ahí que observe el porqué algunos pacientes se sienten incómodos al escuchar estos sonidos emanados del tambor, ya que hay una lucha consigo mismos y no aceptan dejarse fluir por ellos, y sienten obviamente malestar que se manifiesta por inconformidad, dolor de estómago, náusea y sudoración, que médicamente se denomina como una crisis de pánico, que no indica más que las emociones reprimidas que anhelan salir y “gritarlas o incluso hasta el llanto”.

Finalmente un 3er. Tambor el más importante ya que transmite las emociones, y musicalmente le llaman solear, es decir, improvisar sobre una melodía hecha por los otros 2 tambores. En lo particular no he podido llegar a este nivel.

He observado que el tambor Djembé (tambor africano) es muy catártico cuando se tocan en las presentaciones de música sanadora con mi grupo musical. El tambor Dourbake (árabe) es muy sensual y he notado que los pacientes llegan a un estado meditativo profundo, pero cuando aceleramos en velocidad emergen emociones y sentimientos reprimidos. Finalmente la percusión hindú (tabla) es totalmente meditativo. Por ello en nuestras sesiones de sanación tocamos de la siguiente manera: Percusión hindú, después árabe y finalmente africana, que sumados con los instrumentos prehispánicos ricos en armónicos así como el sonido Drone del Didjeridu el paciente llega a sentir el Reflejo de Quietud, una introspección y finalmente una catarsis.

Les muestro el video que se grabó con Ashley y espero les agrade. OOOOOOOOMMMMMMMM.


martes, 11 de diciembre de 2007

SESIONES DE MUSICOTERAPIA


En estos últimos meses del año 2007 he continuado dando sesiones de musicoterapia como las que se ofrecieron a los alumnos de Tanatología y a pacientes de la 3ª. Edad, por lo que les presento fotos de dichos eventos. Generalmente en estas sesiones doy una previa explicación sobre los efectos de la música y el sonido sobre el cuerpo humano, que como he comentado en otros blogs son: La Respuesta de Relajación también llamado Reflejo de Quietud, o bien, la Respuesta de Huída o de Combate, también sanadora, ya que los malestares físicos que presenta el individuo consisten en una sensación de vacío en el estómago, ganas de vomitar y nerviosismo, que nos indica el efluvio de emociones inconcientes reprimidas, y para evitar estas molestias usamos la percusión con un ritmo y melodía que elevamos en velocidad e intensidad. Con ello las personas me refieren que se sienten “liberadas”, con optimismo y con sensación de bienestar, puesto que emergió el material psicológico inconciente, el cual no hay que tratar de comprender, sino de sentirlo, de percibirlo en nosotros mismos. De hecho esto indica el Conocimiento de Sí Mismo, que realmente debe ser en todo momento y no en una sesión de musicoterapia, pero al palparlo y sentirlo aunque sea por breves instantes, se logra en el ser humano un cambio en la manera en que vemos la vida, como me a ocurrido a mí. Llegué a la conclusión que este conocimiento de sí mismo dura toda la vida, y todos los desafíos en nuestra existencia deben ser enfrentados con sus consecuencias por nuestras acciones.
En base a nuestra experiencia clínica la sesión de musicoterapia la dividimos en 3 partes:
  1. Fase de Relajación: Donde el paciente experimenta físicamente una disminución de las frecuencias cardíaca y respiratoria, disminución de la presión arterial y una relajación muscular que generalmente induce un estado de somnolencia llegando hasta dormirse por predominio de ritmos alfa y theta en el cerebro=Respuesta de Relajación o Reflejo de Quietud.
  2. Fase Imaginativa: El paciente con la música viaja imaginariamente hacia sus más profundos deseos de belleza y plenitud que tanto anhela nuestra alma, y
  3. Fase de Catarsis (=Purga emocional): Si el paciente siente que no a “sacado” todas las emociones y sentimientos de sí mismo, con la percusión y ritmos africanos se logra esta meta, y los enfermos terminan llenos de energía, alegría y optimismo hacia la vida.
He de comentarles que las condiciones necesarias para obtener el Reflejo de Quietud son:
  1. “Un estímulo constante” – Esto se logra con el sonido Drone de diversos instrumentos musicales, y que nosotros usamos en nuestras sesiones de musicoterapia. En la naturaleza con el sonido producido por la cigarra, grillo y rana se produce el sonido Drone (=zumbido continuo, monótono).
  2. Una actitud pasiva” – Consiste en ignorar los sucesos externos y concentrarnos en escuchar, es decir, OIR SIN CONCEPTUAR, dejar que los pensamientos fluyan sin condenarlos.
  3. “Un tono muscular reducido” – Nos debemos colocar en una postura cómoda, y
  4. “Un ambiente tranquilo con estímulos ambientales reducidos”.

Se ha escrito en textos ancestrales que cada ser humano tiene un sonido propio y particular al cual responde, pero en nuestra actual cultura de estrés llena de responsabilidades, nos hemos olvidado de nosotros mismos y prestamos más importancia a las cosas superficiales y materiales, por lo que hemos olvidado Nuestro Sonido Interior, que algunos le han llamado Yo Soy, Yo Superior, Cristo Interior, Supraconciencia, etc., de hecho el nombre no importa sino la percepción, el convencimiento por nosotros mismos de su existencia en lo más profundo de nuestro ser.




He descubierto con la música que nuestro cuerpo físico, si realmente prestamos atención a escuchar, es decir, OIR SIN CONCEPTUAR, SIN RAZONAR, SIN JUZGAR, SIN DESEAR CONSEGUIR UN FIN, SIN ESPERAR OBTENER UN RESULTADO, Resonamos (del latin resonare=Devolver el sonido, y Persona significa, del latin per son=el sonido pasa a través de) con los sonidos que nos envuelven, es decir, nos sincronizamos o vibramos en armonía con el Sonido de la Creación que está reverberando en todo el universo. De esta manera se entiende porqué algunos de nosotros al escuchar la música obtenemos cualquiera de las 2 respuestas fisiológicas ya comentadas, y esto lo hemos comprobado con nuestra técnica que damos en las sesiones de musicoterapia.


Comprobé que usando instrumentos tribales de todo el mundo obtenemos esa vibración con el Sonido de la Creación. Nuestro estilo musical consiste en tocar instrumentos prehispánicos, trompeta maya o didjeridu, percusión con ritmos africanos o árabes, cuencos y campanas tibetanas, cuencos de cuarzo, diapasones pitagóricos, teclado en diferentes octavas y quintas provocando un sonido continuo e hipnotizante, y fundamentalmente el deseo de mejorar al escuchante a través de la voz con Entonación y Armónicos Vocales donde ofrecemos la INTENCION DE SANAR por medio de mantras o vocales con una melodía que emerge espontáneamente según sea la vibración que se sienta en el ambiente que nos rodea.


Todo consiste, si es que hay una clave, en dejarse Ser Uno con el Sonido, Reverberar con el Sonido Interior, escuchar Aquello que siempre en sueños o en visiones nos ha estado dando mensajes para nuestro crecimiento espiritual. Les presentó videos de cómo es nuestra sesión de musicoterapia en pocos minutos, pero he de advertirles que generalmente estas sesiones pueden durar como mínimo 2 horas.




Finalmente les presento una fotografía con el gran actor Gabriel Chávez que conozco desde hace varios años. Les recuerdo que él hace la voz del Sr. Burns en la serie televisiva Los Simpson.
Busca Lo Que Es con lo Que No Es” Oscar González Loyo.
Verbalmente hay Ilusión y Engaño. No hay Engaño o Ilusión cuando existe Comunicación No Verbal” Krishnamurti.


Musicoterapia en México 1: En este video exponemos al paciente a la vibración de instrumentos Drone como la Trompeta Maya, el uso de instrumentos prehispánicos y tibetanos, diapasones y usamos ritmos percusivos del medio oriente. Generalmente estas sesiones pueden durar como mínimo 2 horas. La paciente experimenta la Respuesta de Relajación.



Musicoterapia en México 2: En este video el paciente está acostado y experimenta la Respuesta de Relajación en su cuerpo y para ello usamos nuestro estilo musical que nos ha distinguido ante auditorios de clínicas y hospitales con algunos integrantes de mi grupo “Terapeutas del Sonido Sagrado”. En esta ocasión usamos instrumentos prehispánicos, cuencos tibetanos, diapasones, Didjeridu, teclado, Djembé y voz donde combinamos entonación con armónicos vocales. Este tipo de sesiones pueden durar como mínimo 60 o 90 minutos. Durante el video escucharán un poema de Netzahualcóyotl “Solamente El”.

domingo, 25 de noviembre de 2007

MUSICOEMBRIOLOGIA

Empecé a manejar pacientes embarazadas con música desde que inicie mis actividades en Centro AREA en 1997, lugar donde se forjó la técnica que desarrollé y que practico hasta el momento actual. Al principio les aplicaba a ambos padres y al futuro bebé por nacer la música grabada por diversos autores que he comentado en otros blogs, así como la aplicación de diapasones en su entrecejo junto con entonación o armónicos vocales emanados de mi voz. Observé en aquel entonces una relajación psicofísica en los tres, sin embargo era muy cansado para mí ya que lo aplicaba a varias parejas con una duración de unos 10 a 15 minutos para ambos padres por lo que terminaba exhausto, y me esperaban para dicha terapia musical en promedio unas 10 parejas de futuros padres para un lapso de 1 o 2 horas.

Suprimí esta técnica y descubrí otra forma da dar terapia musical a los padres. Decidí para no fatigarme tanto el dar en 4 sesiones de 1 hora de duración solamente a una pareja (si es posible, porque en ocasiones no puede asistir el padre). De esta forma surgió mi técnica que hasta el momento continuo ofreciéndola a los futuros padres, y en cada terapia que doy, voy adquiriendo y enriqueciendo más experiencia porque ninguna terapia musical ha sido igual, y he aprendido de esta relación con la paciente embarazada y su esposo. Los testimonios de los padres es que notan a sus hijos más inteligentes, perceptivos y con mayor aprendizaje en las labores escolares, y sobre todo más unión en los lazos familiares. Sin proponérmelo descubrí que con mi técnica se unificaba sentimentalmente la pareja.

La divido como he comentado en 4 sesiones de 1 hora de duración, y es de la siguiente forma:

En la 1ª. Sesión doy la información científica del porqué realiza estas sesiones. Realmente la terapia musical en el embarazo va dirigida principalmente a la madre para mantenerla relajada física y emocionalmente. Durante la gestación la madre tiene mayor cantidad de endorfinas en su organismo. Durante los primeros 4 meses del embarazo (el oído estructuralmente y funcionalmente esta completo hasta el 5o. mes de la gestación) la madre se comunica con su bebé por nacer a través de neurotransmisores. Así que si la madre se encuentra estresada le enviará al feto hormonas del estrés y el futuro bebé nacerá inquieto e irritable, pero si está relajada le enviará endorfinas y por lo tanto el bebé será tranquilo, vivaz y emocionalmente estable. Estos resultados son los que he obtenido con esta práctica. Además he visto que el parto o cesárea con esta técnica tiene menos problemas (menor duración del trabajo de parto, menos complicaciones de la cesárea, menos dolor, principalmente).

En la 2a. sesión uso música grabada (principalmente de Sheila Chandra, Nigel Charles Halfide y de Anugama) que combino con armónicos vocales emanados de mi voz y les digo a los padres que exterioricen con un dialogo la manera en que ven el mundo y se lo "platiquen" a su bebé por nacer.

En la 3a. sesión uso música en vivo donde toco teclado donde aplico sonidos continuos de octavas y quintas con armónicos vocales emanados también de mi voz y con el mismo dialogo por parte de los futuros padres.

Y la 4a. sesión es un regalo de mi parte hacia los padres donde les toco instrumentos tibetanos, cuencos de cuarzo, percusión y/o didjeridu así como los armónicos vocales. Es de hacer mención que la voz es el mejor instrumento ya que es la que transmite la INTENCION de sanar para quien lo escucha, si no hay este sentimiento sincero aunque estemos escuchando la música más hermosa no encontraremos este efecto deseado.

Doy las gracias a la Sra. Nadia Kosterllitzky, a su esposo el Sr. Edgar Ezequiel y a su primogénita Andrea Jacobed por darme la autorización de haber grabado en video las siguientes sesiones de musicoterapia durante el embarazo:


jueves, 22 de noviembre de 2007

DESCUBRIENDO LA MUSICOTERAPIA












Además de mis clases de preparatoria, estudié solfeo durante 2 años así como guitarra y piano. Si no hubiera sido médico, me dedicaría a pianista, dado que tenía aptitudes para este instrumento. Termino la carrera de médico cirujano y realizo la especialidad en Neumología, y en 1987 descubro el poder sanador de la música. Recuerdo que en aquellos años utilizaba música grabada en cassete o CD cuando daba la consulta a enfermos con padecimientos respiratorios. Atendía pacientes en los que notaba su aflicción por sus molestias respiratorias, e incluso me llegaban con crisis asmática, es decir, con datos de dificultad respiratoria y sibilancias; noté que al escuchar la música grabada durante la consulta, sus síntomas disminuían, tanto que se evitaba que los hospitalizará en el servicio de urgencias para su manejo adecuado. Escuchaba música como la del Dr. Steven Halpern, Anugama, Kamal, Karunesh, Deuter, Robert Haig Coxon Jr., Dan Gibson´s, Raphael, David y Steve Gordon, Vangelis, Jonn Serrie, Zazen, Jim Oliver, David Parsons, Kitaro, Jonathan Goldman, Iasos, Rusty Crutcher, Kay Gardner, Gabrielle Roth, Constance Demby, Robert Slap, Anthony Miles, Phil Thornton y Sheila Chandra entre otros. La música de todos estos artistas evocaba en los pacientes una relajación física y mental, ya que las dolencias mejoraban durante la consulta. También observé que la relajación psicofísica se obtenía al escuchar música amerindia, música clásica con sonidos de la naturaleza, los sonidos emanados del didjeridu y música que usaba teclados e instrumentos tibetanos.




Durante la década de los 80s y principios de los 90s seguí observando que mis pacientes se relajaban y mejoraban sus síntomas al escuchar música grabada de los artistas ya comentados durante la consulta. Descubro espontáneamente, y con asombro para mí, la facilidad con la que podía ejecutar entonación y armónicos vocales. Generalmente con la música hindú que utiliza el instrumento tanpura y al combinarla con armónicos vocales emanados de mi voz, observé un efecto sedante en los pacientes ya que me ponía en empatía o en armonía con música grabada de diversos autores que utilizaban tanto el tanpura como el harmonium, dirigiéndola hacia los enfermos y notaba que ellos lograban relajación física y en algunos hasta Estados No Ordinarios de Conciencia. Estos resultados los comprobé cuando utilizaba la música de Anugama (serie Spiritual Enviroment), Nigel Charles Halfhide, Sheila Chandra y Jonathan Goldman. Estos músicos utilizan su voz haciendo entonación y/o armónicos vocales junto con el harmonium o el tanpura, los cuales provocan en el organismo humano la respuesta de relajación(=bajan las frecuencias respiratoria y cardíaca, baja la presión arterial, baja el consumo de oxígeno, relajación muscular). Cuando hacía armónicos vocales o entonación con mi voz se incrementaban dichos sobretonos y observé que el paciente se armonizaba con la música combinada con mi voz, haciéndolo sentir más tranquilo, con una sensación de bienestar y salía de la consulta llenó de tranquilidad y gozo. En algunas ocasiones me comentaban lo que les hacía sentirse mal, pero al final el resultado era de una “sensación de liberación” (como solían decirme) que les provocaba un bienestar psicofísico y con optimismo hacia la vida.




Continúe ejecutando dichas prácticas en las consultas con mis enfermos donde conjuntaba la alopatía junto con el uso de música grabada y lo combinaba en ocasiones con mi voz al hacer armónicos vocales. Posteriormente experimenté usando instrumentos tibetanos y cuencos de cuarzo con el mismo efecto. Con esta técnica manejé pacientes con cáncer logrando mayor sobrevida y el enfermo usaba menos medicamentos, ya que dichos instrumentos provocan un efecto sedante lo cual me hizo conjeturar que lograba la liberación de endorfinas.

Seguí acumulando experiencia clínica y descubro que además de los armónicos vocales, el usar instrumentos que induzcan el efecto drone como el didjeridu o el tanpura, cuencos y campanas tibetanas, o simplemente un acorde en el teclado usando octavas o quintas de manera sostenida evocaban dicho efecto de relajación. Esto se lograba ya sea usando solo los armónicos vocales o combinándolo con dichos instrumentos musicales. A partir del año 2000 descubro que la percusión africana, árabe e hindú refuerzan más el efecto de relajación, por lo que empiezo a tomar clases de percusión en estas áreas, que continúo aprendiendo hasta la actualidad.






En estas dos últimas décadas fui acumulando experiencia enriquecedora durante mis conferencias ante auditorios de clínicas y hospitales, dirigidas tanto al personal médico como a los enfermos. Llegó el momento en que los propios enfermos o mis colegas médicos me llegaron a comentar que ya no querían que hablara tanto sobre los efectos de la música sobre el cuerpo físico y me pedían que mejor tocara. De esta manera surge el grupo musical Terapeutas del Sonido Sagrado, ya que en dichas conferencias sobre musicoterapia invité a mis amigos que me habían acompañado tocando en vivo cuando manejaba pacientes con diversas enfermedades.

También acumulé experiencia al tratar a la mujer embarazada junto con el padre y al bebé por nacer con música grabada y tocando en vivo. Los resultados fueron asombrosos: estos niños son más perceptibles, más inteligentes, mayor capacidad de aprendizaje y con mayor interrelación hacia sus padres.


De esta manera me inicié en la terapia musical y fui pasando de escuchar música grabada a ser creador de sonido sanador, que continúo hasta el momento actual. El conocimiento de uno mismo continúa siendo lo más importante en mi vida.

lunes, 15 de octubre de 2007

BUSCANDO EL ORIGEN








Desde pequeño sentía la inclinación de que algo pasaba dentro de mí, pero no sabía que era exactamente. Recuerdo que a los 5 años de edad cuando participaba en las actividades culturales de mi entonces escuela primaria, bailaba para un festival y me quedaba “ido” y no sabía que pasaba, tanto que mis amigos me preguntaban que me había ocurrido durante el baile y no sabía que contestarles, ya que no recordaba nada de lo sucedido en esos instantes. Recuerdo que cuando platicaba con mis amigos “como que estaba con ellos pero a la vez no”, dijéramos como ausente pero a la vez no. Esto es difícil de explicar. Comento esto porque todo aquel que lea este espacio probablemente haya experimentado estos momentos en alguna etapa de su existencia (esto se observa en las películas Forrest Gump y Hermano Sol, Hermana Luna, así como en la biografía de Jiddu Krishnamurti).

Durante mi estancia en la Secundaria y Preparatoria continuaba sintiendo “ese algo” que faltaba en mi vida. Me dedique a leer diversos libros que se escribían sobre etología, sociología, hipnosis, psicología (según los autores de moda), geografía, astronomía, en fin un sinnúmero de temas donde esperaba encontrar una respuesta a un “no se qué” además de mis actividades escolares que definitivamente tenía que cumplirlas. He de decirles que me gustaba y continúo con la satisfacción por el estudio y el aprender, sin embargo seguía sintiendo que algo faltaba en mi vida. Los momentos “como que andaba ido” desafortunadamente ya eran ocasionales y empecé a preocuparme por las vicisitudes de la vida.



Recuerdo los libros que nos dejaban leer los maestros para su posterior análisis en el aula de clase, apreciaba que los propios maestros ni entendían la obra literaria, y fue solo hasta que estudie ocultismo o esoterismo cuando los pude realmente comprender.
Aún durante la carrera de medicina y cuando realizaba la especialidad, continuaba con la lectura, y en estos momentos leía autores que escribían sobre la psicología del mexicano, donde trataban de explicar nuestra idiosincrasia desde la época de la colonia, esperando encontrar con dichas lecturas con “ese algo” que no entendía dentro de mí mismo.

Termino la especialidad y comienzo a leer libros esotéricos y es cuando la totalidad del entendimiento de la vida llega en este momento, donde todo se conjuntaba, donde todas las materias que antes las consideraba aisladas llegan a unirse y comienzo a entender que todo tiene un origen y por ende un creador. Por fin me siento feliz porque todo se Es Uno, donde religión y ciencia se unen. Creía haber encontrado “ese algo” faltante en mi vida, pero al termino de leer diversos autores versados en el tema, llegue al mismo punto de partida, nuevamente apareció esa sombra burlona como diciéndome “si creía que ya lo había encontrado”, pero no fue así, ahora es más intensa esa sensación de que “ese algo” continúa vivo, y la lectura de los libros no fue más que pura distracción, y fue entonces que reflexioné que ya era tiempo de dejar de buscar en lo externo y que tenía que buscar dentro de mí mismo.





En ese momento fue cuando mi amigo Oscar González Loyo y su padre Don Oscar González Guerrero me fueron guiando hacia las lecturas de Krishnamurti y obviamente a Karmatrón y los Transformables, donde tuve un poco de tranquilidad. También a sus libros y biografía de Enrique Barrios (autor de Ami el Niño de la Estrellas) fue que me hicieron comprender que debo voltear la mirada hacia mi interior. Este proceso todavía continúa. Creo que Enrique Barrios y la familia Loyo, Susy Romero y todo el staff de Ka-boom Studio, ya han encontrado “ese algo” que tanto anhelo vehementemente. Cada quien sigue su senda interior con diversos tropiezos en el camino, ya que solo éstos son los que nos hacen madurar espiritualmente.

Los momentos de mi vida “como ido” volvieron a emerger dentro de mí cuando empecé a tocar el tambor (de hecho tengo amigos que les ocurre lo mismo cuando tocan otro instrumento que no sea necesariamente percusión) o bien con los armónicos vocales. Gracias a la música creada al tocar un instrumento (en especial la percusión) o ejecutar armónicos vocales es cuando uno nuevamente está “ido”, por qué no lo experimentan ustedes mismos?


Bueno en esta ocasión he escrito para mí mismo y espero hayan seguido este viaje conmigo. Por el momento estoy tocando y presentándome en diversos auditorios de hospitales y centros holísticos, haciendo lo que me gusta: hacer felices con nuestra música que interpretamos a todo aquel que quiera escucharnos sin conceptuar, cuando tocamos con el corazón.

“La Vida es como una caja de bombones, nunca sabes lo que te va a tocar” (Mamá de Forrest Gump).

domingo, 2 de septiembre de 2007

TODAVIA OCUPADO

Continúo muy ocupado y difícil de hacer otra semblanza en el blog. Me han entrevistado en diferentes medios de radio y televisión, y durante las siguientes semanas continuaré con más entrevistas sobre temas médicos y de musicoterapia. Además he participado y continuaré como expositor en sesiones médicas que me han invitado en diferentes cursos, por lo que me ha sido imposible comentarles acerca de mis temas favoritos.


El 18 de Agosto del 2007 tocamos en un foro por el sur de la Cd. De México, en el rumbo de Coyoacán, siendo nuestro 1er. Concierto del grupo musical Terapeutas del Sonido Sagrado para todo público (ya que con anterioridad solo nos habíamos presentado para enfermos ante auditorios de clínicas y hospitales). Con ello reafirmé el poder de la música, ya que la gente se compenetró con nosotros y se logró la relajación física y mental que tanto necesita el ser humano. Además participó una maestra de danza árabe (Bety) contagiándonos con su energía corporal, logrando un deleite audiovisual sanador.


Para mí fue un aprendizaje, porque todo en la vida no es más una enseñanza para evolucionar y dar saltos quánticos de espiritualidad, y me percaté en mí mismo de que todo ocurre como debe ser y en su justo momento, y que los percances o dificultades en nuestra vida los hace cada uno de nosotros, ya que queremos hacer nuestra voluntad y que los demás hagan lo que deseamos, es decir, anhelamos tener dominio por lo que nuestra energía es egoica, más nunca aceptamos lo que ES; sin embargo, si nos dejáramos fluír los problemas de la vida cotidiana tendrían solución por sí mismos. Captar esto es difícil, y más que lo apliquemos en nuestro diario vivir, ya que en esencia somos seres humanos, y ese es nuestro estado, es decir, vivir en la P de pereza, O de orgullo, C de codicia, I de ira, L de lujuria, G de gula, A de avaricia = POCILGA. Demonios que nos atormentan cada día y que han emergido desde nuestra tierna infancia y que llevamos dentro acosándonos día con día. No tenemos que buscar una solución para disolverlos, ninguna práctica sirve puesto que son parte de nosotros, y somos sus creadores. Solo en el silencio mental son comprendidos. Esta lucha es toda la vida, y ahora he comprendido el porqué los místicos antiguos siempre han comentado que el mejor guerrero es aquél que logra conquistarse a sí mismo. Esto dura toda nuestra existencia terrenal.




El 29-08-07 fui entrevistado por Rocío Villagarcía en la emisora de radio 620 en AM donde se habló de los efectos sanadores de la música en el cuerpo humano y mis inicios en este campo de la medicina vibracional, así como la prevención de diversos padecimientos al escuchar música. Les muestro fotos que nos tomamos en la radioemisora.





Espero que esta breve semblanza sirva para todo aquel que lea este espacio y que busque el camino de la liberación psicológica. He adquirido diversos conocimientos desde mi formación católica. Estuve en diversas sectas esotéricas, en diversas religiones, practiqué diversas disciplinas para aquietar la mente, leí un sinfín de libros de diversas teologías (aproximadamente más de 500), y llegué a la conclusión que todo lo que leí y aprendí, me sirvió para darme cuenta que no me sirvió para nada. No quiero ni intento que los que lean este espacio, tratar de convencerlos, puesto que todo esto que les he comentado lo descubrí por mí mismo, y si este testimonio les ayuda a quitarse el velo de la ignorancia, se habrá cumplido la misión: “Hombre Conócete a Ti Mismo y Conocerás a los Dioses”, quita el velo de Isis y descubrirás que la Sabiduría no se enseña más que por sí misma. ASI SEA.

sábado, 21 de julio de 2007

DEMASIADO OCUPADO









Les presento una foto de Toño, su servidor y Daniel tocando en el Jardín del Arte, atrás del monumento a la Madre, en la Calle de Sulivan, lugar donde ensayamos casi todos los Sábados a las 10hs, y donde tocamos solo ritmos africanos que para nosotros nos libera de toda la tensión física y emocional que tuvimos en la semana por nuestras respectivas responsabilidades laborales. Al terminar nos sentimos muy energizados que nos llena de satisfacción para nosotros mismos.

En estas últimas semanas he tenido bastante actividad puesto que se me ha invitado a participar en diversos eventos. Estuve como invitado por Oscar González Loyo y Sussy Romero en su programa de radiointernet Las Valkirias en donde se habló del efecto sanador del sonido y sus repercusiones físicas y espirituales. También estuvimos en dos entrevistas en radio tanto en AM como en FM donde tocamos en vivo instrumentos tibetanos, el Didgeridoo, armónicos vocales y entonación, instrumentos prehispánicos y el cuenco de Cuarzo donde charlamos de lo que hace nuestro grupo musical Terapeutas del Sonido Sagrado al tocar Música Sanadora para enfermos de clínicas y hospitales así como sus efectos a nivel físico y mental; también se comentó sobre los inicios del grupo musical, nuestra experiencia clínica y sobre todo, los testimonios de los propios integrantes del grupo al hablar de los efectos sanadores del sonido que tuvieron sobre sí mismos.

También nos presentamos para niños en edad preescolar durante una noche de campamento donde tocamos el tambor Djembé con ritmos africanos alrededor de una fogata y con juegos por parte de sus maestros. En lo particular me gusta mucho tocar para los extremos de la vida (niños y personas de la 3ª. Edad) ya que ellos no conceptúan lo que oyen y simplemente se dejan llevar por el sonido sintiendo y exteriorizando sus emociones, diferente a los adultos que todo lo razonan y no “sacan” lo que sienten pensando “en el que dirán” y siendo presos de su imagen ante los demás, por lo que cuando tocamos sonidos sanadores presentan molestias como temblor y ansiedad, y esto es debido a esta represión emocional que ellos mismos se imponen sin darse cuenta, y usan mecanismos de defensa para que los demás no lo noten. Estas molestias desaparecen si “sacan” de sí mismos lo que sienten, y se aceptan como son en verdad, que realmente es muy difícil de llevarlo a la práctica más no imposible, ya que lo único que se busca cuando tocamos es que cada uno de nosotros vuelva a ser niño.



Les presento la portada de nuestro 2º. CD “5º. Elemento” que es diferente al anterior. En la música de este CD nos enfocamos más hacia los ritmos árabes y lo hebreo, así como melodías muy meditativas usando solo cuenco de cuarzo y didgeridoo así como armónicos vocales y entonación.


El grupo Terapeutas del Sonido Sagrado participó en el 5º. Congreso “Toque de un Angel” en la Ciudad de Toluca, que para el grupo a sido una de las presentaciones más gratificantes que hemos tenido por los testimonios tan positivos de las personas para las cuales tocamos, lo que nos motiva a continuar de esta manera, ya que si es nuestra misión el poder ayudar a las personas a través de nuestra música pues que así sea, por lo que damos las gracias al Creador por todo lo que nos a dado, y así poder: Servir, Amar y Evolucionar.




Finalmente les comento que tuve la oportunidad de conocer a la Dra. Guadelupe Teresinha, socióloga, investigadora y docente, que dentro de sus alternativas de tratamiento, está interesada en el uso del sonido y la música para lograr en el enfermo un alivio o mejora de las dolencias. Alabo su labor, entusiasmo y sacrificio para el bien de los demás que será recompensada por un sinfín de bendiciones. ASI SEA.











lunes, 18 de junio de 2007

SANANDO CON EL SONIDO


El sonido es una sensación causada por un objeto u objetos que vibran. El sonido es energía vibratoria que toma la forma de ondas. Vibración es un movimiento rítmico y rápido hacia delante y hacia atrás. Las ondas sonoras pueden ser definidas como oscilaciones en la presión o disturbios longitudinales en una sustancia compresible como el aire.

El movimiento de onda es el fenómeno de transferir energía (del griego energes=movimiento). La vibración es la información. La onda es el impulso que lleva la información hacia fuera. El movimiento de onda es la propulsión de la información hacia el mundo. La propulsión de la onda depende de la densidad que ejercen las moléculas en el aire.


Escribe el Dr. Mitchell Gaynor (oncólogo norteamericano) en su libro Sonidos que Curan, que el sonido influye en el proceso de curación alterando las funciones celulares mediante efectos energéticos, de tal manera, que los sistemas biológicos funcionen con más homeostasis, calmando la mente y con ello relajando el cuerpo físico. A la vez altera las emociones que influyen en los neurotransmisores y neuropéptidos, que ayudan a regular el sistema inmunitario. “Por lo tanto la música, el sonido organizado, tiene potentes efectos emocionales que estimulan recuerdos, asociaciones y estados psicológicos altamente desarrollados con un claro impacto en nuestros sistemas de curación”.


Fabien Maman, compositor francés, a explorado y documentado la influencia específica que las ondas sonoras ejercen en las células. Investigó durante un año, usando la fotografía microscópica, el efecto del sonido de baja frecuencia (30 a 40 decibeles) en las células humanas y en células cancerosas (cáncer de útero) y observó durante 21 minutos su reacción ante sonidos emitidos por un gong, un xilófono, una guitarra acústica y la voz humana cantando a capella. El gong, rico en armónicos provocó que las células cancerosas estallaran. Sin embargo, lo más relevante fue que la voz humana desorganizó la estructura celular cancerígena, pareciendo que tiene una vibración más poderosa que cualquier instrumento musical, es decir, La Conciencia.

El Dr. Steven Halpern (Dr. Sonido), pionero de la música New Age,
comenta que el sonido es una onda portadora de Conciencia, y dependiendo de dónde esté situada la conciencia de un individuo cuando crea un sonido, éste llevará información de ese estado a la persona que lo reciba. Por decir, si Ud. está enojado y crea un sonido, aunque sea un sonido agradable, Ud. estará enviando el enojo que se encuentra incorporado a ese sonido y será percibido sutilmente por aquellos que lo perciban (vean la película El Secreto).

Jonathan Goldman considera esto como la Intención o el propósito que se halla detrás del sonido, explicando con ello que la Intención es la Conciencia de nuestra mente, es decir, la armonización de la energía sagrada en nosotros, la energía creadora dentro de nosotros. La Intención indica la conciencia de sanar y hacer felices a los que nos rodean, para recibir el mismo regalo de manera recíproca (cuan falta nos hace a esta humanidad el poder entender esto). La Intención es la energía detrás del sonido que a sido creado.

También Fabien Maman descubrió que los eritrocitos o glóbulos rojos de la sangre cuando estaban sujetos a una escala cromática de frecuencias alteraban su color y forma (usó para ello diapasones), y así observó que la nota LA (440Hz) las cambió a color rosado, la nota DO las hizo alargadas y la nota MI las volvió esféricas. Las células cancerosas se desintegraban entre 400 y 480Hz en las notas LA-SI por encima del DO central. Es posible que las resonancias refuercen las células y los tejidos sanos, e inhiban las células enfermas.

La Entonación es el empleo de la voz como instrumento para sanar (Laurel Elizabeth Keyes). Se vale de sonidos vocálicos para alterar las vibraciones de cada molécula y célula de nuestro cuerpo (Laeh Maggie Garfield). La entonación es una actividad que libera el flujo natural de energía para que circule por nuestro cuerpo (Dr. Steven Halpern), sirve para la expresión y no tiene un significado preciso (John Beaulieu). La Entonación es la vocalización sostenida de tonos individuales con el propósito de hacer resonar partes del cuerpo específicas a las que se dirige la voz (Randall McClellan). La Entonación es el empleo de la voz para expresar sonidos que liberen y alivien o que hagan resonar el cuerpo físico y los campos etéricos, es un sonido no verbal que descansa en las vocales (Jonathan Goldman). La entonación no consiste en hacer cánticos. Los armónicos vocales consisten en la producción de más notas por la voz humana utilizando para ello la entonación y el auxilio de las cuerdas vocales, senos paranasales y los músculos de la respiración.

He descubierto la facilidad con lo que podía hacer la entonación y los armónicos vocales y empecé a proyectarlos en mis pacientes notando mejoría de sus malestares, técnica que Jonathan Goldman denomina Sound Therapy o Terapia por el Sonido. En nuestras presentaciones en público y en auditorios de pacientes para los que hemos tocado utilizamos dichas herramientas: Sonido Drone a través del teclado, Didjeridoo australiano o Trompeta Maya, percusión árabe o africana y finalmente nuestra voz que está impregnada de Conciencia para sanar, y de ahí los testimonios de nuestros enfermos que nos indican la sensación de bienestar que se provoca en sus cuerpos físicos y a nivel mental cuando nos escuchan, ya que presentan estados alterados de conciencia. El 08-06-07 tocamos ante pacientes de cáncer de mama y en dicha ocasión a sido para mí una de las presentaciones más satisfactorias que he tenido por la sensación de equilibrio físico y mental que logramos en el auditorio.





Intenté darles una explicación científica del uso de la música y la voz como instrumento de sanación y espero haya sido de utilidad para Uds. La conclusión es que vocalizar o entonar hace resonar varias partes de nuestro cuerpo para equilibrarnos, al igual que cuando lo proyectamos hacia otros, y en este caso hay la intención de sanar. Lo más sublime es dar bienestar y felicidad a los demás sin esperar recompensa alguna. Esto me lo enseñó Oscar González que por cierto estuvimos el 10-06-07 en su casa comiéndonos un rico pastel que le regalamos por el día de su onomástico y espero que te la hayas pasado a gusto con nosotros que te queremos tantito, no mucho porque si no te la vas a creer. Hasta pronto. HUNAB KU EVAN MAYA E MA O.



Felicidades Oscar. Que te la hayas pasado super padre. Saludos a Susy y a todos los integrantes de Ka-boom! Studio. LA YUME NUM TOX MUK IL IN TIAL.

lunes, 4 de junio de 2007

PERFIL PSICOLOGICO EN ASMA BRONQUIAL





He platicado con el psicólogo Fernando Alonso Mellado, quién esta realizando una tesis sobre los procesos psicosomáticos asociados en pacientes asmáticos, y dentro de su marco teórico explica que los científicos están indagando sobre los factores desencadenantes (además de los fisiológicos) de una enfermedad crónica como es el caso del asma. Presuponen ahora que los factores emocionales y sociales juegan un papel importante en la génesis de dichos padecimientos. De ahí que tenga surgimiento la denominada Medicina Integrativa, es decir, la unión de la medicina alópata con las medicinas alternativas o complementarias como hace algunos años se solía decir. Lo que comenta está en concordancia con lo que publicado en la revista New England Journal of Medicine a principios de la década pasada, donde se dice que el estrés explica el 80% de los padecimientos de hoy en día.





Fernando nos comenta que una enfermedad psicosomática se explica por la ausencia de una causa orgánica presente, pudiendo ser una causa emocional como la tristeza, sensación de abandono, culpabilidad e insatisfacción de necesidades, así como causas psicológicas como el estrés (entendiéndose con este término a la imposibilidad de darle solución a los eventos de la vida que nos colocan en un desequilibrio físico), la ansiedad y la depresión; que al no poderse exteriorizar abiertamente se manifiestan en un malestar que se materializa físicamente como es el padecimiento que nos ocupa.

Fernando entrevistando a una de mis pacientes (Margarita Tsuji) que dió su consetimiento para fotografiarla.



También nos relata Fernando que ya Hipócrates relacionaba factores emocionales relacionados con el asma, como el miedo, la inseguridad, la dependencia y la angustia. Así también se documentaba en aquel entonces factores alérgicos. Ya en el siglo pasado se enfatizó que los cambios emocionales (miedo y angustia) provocaban cambios en la respiración en los individuos (Cannon. Libro Psicología Médica de De la Fuente, Muñiz) y la broncodilatación-broncoconstricción en los pacientes asmáticos se vinculaba con sentimientos de inseguridad y frustración (Faulkner. Libro Psicología Médica de De la Fuente, Muñiz). En fin, hay diversidad de estudios que documentan la relación del asma con factores emocionales. Actualmente (según OMS) la prevalencia del asma a nivel mundial es entre 3 y 5% y su mortalidad es aproximada al 2%. De un 100% de los pacientes asmáticos, aproximadamente entre un 5 y 10% su etiología es alérgica y el restante es no alérgica. En mi experiencia profesional de 20 años como neumólogo, estoy detectando más casos de asma bronquial secundaria a Reflujo Gastroesofágico, y previo a este padecimiento se asocia la aparición temprana de una colitis nerviosa o colon espático. Al tratar estas enfermedades mejoran los síntomas respiratorios en el paciente asmático.



Debbi Shapiro en su libro Cuerpo-Mente, escribe que: “el asma quizá sea una manifestación de un intenso temor a la vida independiente y la incapacidad de abrirnos a ese tipo de vida. Podemos ser dependientes con los padres o el cónyuge, y también puede sentirse culpable respecto al hecho de no vivir a la altura de las expectativas o un miedo al rechazo por no ser lo bastante bueno. Esto significa que debemos amarnos y aceptarnos hasta que logremos liberarnos de la necesidad de la validación y aprobación ajenas”.


Posteriormente les comentaré los resultados de la tesis de Fernando el cual trataremos de que sea publicado y se los comunicaré oportunamente. Es innegable hoy en día la relación de factores emocionales y sociales, tales como el estrés, miedo, angustia, inseguridad e insatisfacción personal, que generan los padecimientos de la civilización moderna, es decir, colon espástico, gastritis, enfermedad por reflujo gastroesofágico, cáncer, migraña e infarto al miocardio.



Desde hace 20 años se a documentado en revistas médicas que el canto a capela y los ejercicios de respiración del Yoga mejoran la calidad de vida del paciente asmático, no así la quiropráctica. En comunicación que tuve por Email con Jonathan Goldman (presidente de la Sound Healers Association, de la cual su servidor forma parte), me decía que manejó un paciente asmático en sus talleres que realiza en Boulder Colorado, según su metodología escrita en su libro Sonidos que Sanan en el capítulo Vocales y Mantras, notando disminución de sus molestias; sin embargo al dejar de practicar, nuevamente reincidió con la sintomatología (he de comentarles que Jonathan Goldman es uno de los pioneros de la sound therapy que pudiera traducirse como “terapia con el sonido”; su técnica consiste en vocalizar o entonar como lo hacen los monjes tibetanos o como canto hoomi que se realiza en Mongolia). Ello nos indica como el pensamiento persiste en su dependencia psicológica hacia las cosas, y al no tener donde asirse busca físicamente una justificación para existir.


Ya desde la antigüedad se sabía que los síntomas del asma mejoraban con el uso del mentol y guayacol. En la era moderna yo utilizo para mis enfermos la aerosolterapia con mucolítico, broncodiltador, esteroide y vasoconstrictor cuando se asocia a problemas de catarro o rinitis, con gran mejoría de sus síntomas y calidad de vida.

Por último, mi experiencia con el uso de la musicoterapia en estos pacientes les beneficia, ya que he observado el surgimiento de las emociones reprimidas al estar haciendo la terapia con música en vivo, y sobre todo usando percusión africana (Djembe), cuencos y campanas tibetanas y sobre todo vocalizando o entonando con mi voz el nombre del paciente. En estos casos he observado, en alguno de ellos, el miedo a enfrentar este tipo de terapia, ya que sienten que emergerá una crisis asmática, pero al término de dicha sesión los propios enfermos me han comentado que sienten un alivio en su cuerpo, como si se les quitará un peso de encima, y han comprendido su malestar al emerger del inconciente al conciente los sentimientos y emociones reprimidas.

Finalmente les comento que nos fue bien en el concierto que sostuvimos con los monjes tibetanos de la tradición Pulyal Nyingma. Se grabó en vivo y esperamos que sea nuestro próximo CD. Las personas que estuvieron en dicho evento nos comentaron la relajación física y mental que tuvieron al ESCUCHARNOS SIN ESCUCHAR, e incluso los monjes hicieron sus cantos y mantras sin conceptuar, lo que tiene más validez, ya que emergió desde sus corazones. Gracias. AUM.

martes, 15 de mayo de 2007

PREPARANDONOS PARA EL CONCIERTO


Pues bien, ya hemos ensayado con los monjes tibetanos para nuestro próximo concierto que tendrá lugar el 25 de Mayo del 2007 en centro AREA, situado en Av. Paseo de la Reforma No. 199 2º. Piso Col. Cuauhtemoc (5535 2509 y 5535 2827) en el DF a las 19hs. Fue una experiencia fuera de lo común para mí el estar tocando con seres humanos de diferente país, cultura y modo de pensar, y sobre todo tratar de armonizarnos para que el sonido surgiera espontáneamente y se manifestara en esta 3ª dimensión.


Estuvo presente en este ensayo un músico, psicólogo y gran amigo mío Fernando Mellado. Al termino del evento me comentó que nuestro grupo (Terapeutas del Sonido Sagrado) con 6 personas de distinto modo de pensar nos dejáramos fluir y conjuntar con 4 monjes de diferente cultura a la nuestra, que emergiera aquello que es incomprensible para la mente humana. Fernando me dijo que a nivel musical, esto que logramos es difícil de realizar y el haber tenido oportunidad de oírlo fue maravilloso. Espero que Uds. Puedan estar presentes en dicho evento.

En las fotos se aprecian solo 4 integrantes del grupo faltando 3 de ellos que luego se los presentaré. Figura el terapeuta corporal y fundador de la compañía discográfica Shammanik Quest, Jaime Yancelson Lerman, que gracias a su persona y sus contactos en el mundo del disco, fue posible grabar nuestros 2 primeros CD, y próximamente saldrá nuestro 3er. CD al mercado, y casi seguro que de este concierto surja el 4º. Proyecto musical para el siguiente año.


También aparece la QFB y percusionista María Guadalupe Sánchez Hernández (está a mi lado), que con su gran sensibilidad musical al tocar un tambor, a logrado reequilibrarse física y mentalmente consigo misma. A Lupita le “pega duro” este tipo de ensayos ya que se queda muy relajada y en un nivel meditativo profundo.

Además de su servidor, aparece la Lic. En Comunicación Blanca Cortés García (está a un lado de Jaime) que nos deleita con su Didjeridoo auténticamente australiano y que en el ensayo hace gala de su gran respiración circular al sostener dicho sonido durante todo el tiempo necesario para el Puja de Sanación que realizan los monjes. De hecho, ellos no pidieron que dicho sonido emanado del Yedaki persistiera durante su Puja ya que va en armonía con sus voces y sus instrumentos musicales, siendo un deleite para las personas que nos escuchan. Para que ocurra algo en nuestra psique debemos dejar de conceptuar y dejar que simplemente el sonido emerja y al menos por un instante en nuestra vida dejémonos llevar por la corriente de la vida para fundirnos en las aguas del infinito.

Si es que existe una clave, para cualquier actividad que realicemos no debemos esperar nada a cambio y solo observar como se arreglan las cosas en nuestro diario vivir y actuar cuando se debe hacerlo. De todo lo escrito no crean nada, pero si vayan al concierto. Gracias. ELOHIM.

domingo, 22 de abril de 2007

RELATANDO EL CAMBIO INTERIOR

Todo iba como se acostumbra, estudie primaria y secundaria como todos, continúe en la Preparatoria No. 1 (todavía en la calle de San Ildefonso). Proseguí hacia la Facultad de Medicina en la UNAM, donde me gradúe en 1980 como médico cirujano. Hice la especialidad en Neumología y empecé a tener experiencia clínica manejando enfermos con padecimientos respiratorios y hasta el momento 22 años de práctica como neumólogo.


Todo iba de acuerdo según el estilo de vida que se acostumbra por el pensamiento del ser humano de este planeta. Por Causalidad, me encuentro nuevamente con mi maestro de Pediatría, quién me abre el camino para el conocimiento del esoterismo en la Medicina. Todo ello ocurre aproximadamente por el año de 1987. En esa época me dedique a leer muchos libros sobre conocimiento místico, no recuerdo cuantos fueron, pero llegué a la conclusión que después de haber leído tanto, todo ese conocimiento que acumule me sirvió para darme cuenta que no me sirvió para nada.
Como ocurre en todo individuo que busca un conocimiento más allá de lo convencional, se padecen crisis existenciales, las cuales son necesarias para evolucionar, y en este momento se define la situación de uno mismo, es decir, continuar con la vida monótona que llevamos o trascendemos con sus consecuencias (esto se ve muy claramente en la 1ª. Parte de la película Matrix). En este punto no hay quien pueda ayudarnos más que dejarse fluir en el curso de la vida.
Gracias a ello se develó el misterio de la vida en mi mismo, llegando a comprender mejor mi profesión como médico y ahora ayudando más con el sonido a través de la música que toco. Pase de ser un simple oyente a ser creativo, etapa en la que estoy actualmente. Solo me dejo fluir, es decir, Soy Uno con Mi Vibración.

Leí que hay 5 niveles de escucha:
1) El acto mecánico de oír.
2) Armónicos (sonidos intestinales, cardíacos, respiración, sonido de la calle, sonido de la computadora, licuadora, etc)
3) Imaginación, hacia un mundo que anhelo o me trae remembranza.
4) Transformación del sonido dentro de uno mismo, es decir, tenemos experiencias no ordinarias de conciencia, y
5) El Silencio, LOS SONIDOS EMERGEN DEL SILENCIO Y RETORNAN AL SILENCIO.
¿En cuál nivel de escucha nos encontramos diariamente? Esto de nada sirve si se conceptualiza.

Es emocionante que descubramos todo esto dentro de uno mismo: el Sonido Sagrado. Que nos dejemos fluir para descubrir que medicamento es el que mejora al paciente, cómo llegar al Diagnóstico del enfermo y quitarle sus dolencias. Que sonido es el que armoniza con el paciente para reencontrar el equilibrio físico y mental que tanto le pide su alma.

Todo esto y más iremos descubriendo juntos en esta aventura llamada Vida.

Por ley de Correspondencia o Reciprocidad, descubrí que hay 12 pares craneales, también hay 12 trabajos de Hércules, 12 signos zodiacales, 12 pares de costillas, 12 meses. Siete iglesias del Apocalipsis, 7 glándulas principales, 7 centros energéticos, 7 agujeros tenemos en la cabeza (2 ojos, 1 boca, 2 orificios nasales y 2 conductos auditivos), etc. ¿simple casualidad o Causalidad?


El Didjeridoo o Yedaki, instrumento aborigen australiano que para tocarse es necesario la respiración circular. En México existe la Trompeta Maya con los mismos efectos que el Didjeridoo. Afecta a varios niveles energéticos o vibracionales, y por ende logra una sensación de bienestar física y mental. Fue de los primeros instrumentos que descubrí el efecto sanador para el oyente y más para el que lo toca, ya que penetra en estados alterados de conciencia.


Hoy ensayamos con monjes tibetanos usando este instrumentos con sus plegarias que ejecutaban en su idioma. El efecto fue formidable dado que con los armónicos que se conjuntaron con nuestros instrumentos y voz, así como los de ellos se percibieron otros sonidos que no eran emanados por nosotros. Esto es común cuando se juntan diversos instrumentos, y si uno se deja fluir, se escucharán por el público y por los músicos. Fue un extraordinario ensayo por la mañana de hoy.

martes, 10 de abril de 2007

INTRODUCCION


Hola . Esto está dirigido a toda persona que lee sin conceptuar, que escucha sin escuchar. Ahora me encuentro en un medio de comunicación novedoso para mí, pero interesante, y todo se lo debo a mi buen amigo Oscar González Loyo, a quien conozco desde 1988, y fue quién me animó a hacer este blog para comunicarme con Uds. "hasta el infinito y más alla"

Gracias a mi profesión médica y al uso de la medicina integrativa (musicoterapia) he podido descubrir en el transcurso de los años como mejorar a mis pacientes por medio del conocimiento de uno mismo, el cual es toda la vida del ser humano, y no tiene fin. De hecho el objetivo de la vida es no tener objetivo, solo consiste en dejarse fluir en las aguas del infinito, y eso se consigue no conceptuando la vida, que en verdad es difícil, más no imposible y solo en el silencio de la mente se encontrará lo que tanto se había buscado pero en el sitio equivocado, y no es fuera de sí mismo, sino dentro de uno. Llegué a descubrir que buscando sin buscar se encuentra, es decir, en la compresión del problema está la solución y no en encontrar la respuesta.

Me dedico a la Neumología (neuma=espíritu, alma), especialidad en la cual tengo experiencia clínica desde hace 22 años, tratando padecimientos respiratorios como asma bronquial, bronquitis crónica, enfisema pulmonar, sinusitis, tos x reflujo gastroesofágico etc. Por la búsqueda de uno mismo tuve adquisición de conocimientos de ciencia oculta en la medicina, que fructificó en el mayor entendimiento de dichos padecimientos respiratorios y por ende mejor conocimiento y compresión de mis enfermos, logrando mejor calidad de vida de los mismos. Laboro como neumólogo en instituciones gubernamentales de salud así como en práctica privada, y pertenezco a sociedades y consejos médicos nacionales y algunas internacionales.

Me dedico a la musicoterapia desde 1989, teniendo experiencia clínica al tratar pacientes con diversos padecimientos físicos y mentales, con música grabada y con música “en vivo”. Empecé manejando pacientes de manera individual y usaba en aquel entonces armónicos vocales y música grabada de artistas como Kamal, Anugama, Karunesh, Jonathan Goldman y del Dr. Steven Halpern. Observé la mejoría de sus síntomas. Posteriormente fui expositor en congresos y ferias internacionales de naturismo sobre la musicoterapia. Fue hasta el año del 2001 que a través del grupo musical que formé (Terapeutas del Sonido Sagrado) que se empezó a tocar “en vivo” para enfermos en auditorios de hospitales y clínicas. Sus testimonios nos animaron a grabar CD ya que nos comentaban que sus síntomas y el uso de medicamentos para sus dolencias disminuían al escucharnos. La clave consiste, tanto si nos escuchan en vivo como en los CD, de escuchar sin conceptuar. De esta manera hemos tenido dichos resultados favorables. Nunca tuve la idea de hacer un grupo musical, y de esta manera constato que hay que dejarse fluir en el transcurso de la vida y que el creador nos guíe hacia la misión que se nos encomendó que es Servir, Amar y Evolucionar, como bien lo ha dicho Oscar.

Esta primicia es solo informativa y posteriormente se ira enriqueciendo espiritualmente, y sobre todo comprendernos a nosotros mismos. Espero que al continuar con este relato haya personas a las cuales les pueda ayudar en el ámbito médico como en la medicina alternativa, que afortunadamente he podido conjuntar para beneficio de mi mismo y de los demás. Esta historia continuará.